web analytics

¡Un poquito de por favor!

por
La caja de música » 16.10.2006

El sábado 14 de octubre, Francesca Ancarola visitó Antofagasta, última escala de una gira a propósito del lanzamiento de “Lonquén”, disco tributo a Víctor Jara y sexto de la cautautora nacional.

La presentación fue de lujo. Salvo pequeños detalles técnicos (un pequeño ruido de fondo que a veces se hacía notar), se pudo escuchar en toda su plenitud a Francesca y su banda, reintrepretando como sólo ella (y sus amigos) saben hacerlo, los grandes clásicos de Víctor, en una recopilación concebida en la noble causa de desestigmatizarlo.

Fue un concierto de lujo… lean con atención santiaguinos que llenaron el Galpón Víctor Jara en la presentación que inauguró la gira, para las menos de cien personas que la acompañaron esa noche de sábado en la Plaza Bicentenario, un espacio enorme que cuando se inauguró fue repletado por demasiado más gente.

Antes de haber llegado a la capital minera de Chile, Ancarola había pasado por Puerto Montt, Castro y Calama. De acuerdo con lo que nos cuenta el blog oficial de “Lonquén”, en el sur hubo lleno total y hasta dos presentaciones extra en Puerto Montt. Entonces, su visita a Antofagasta fue, en cuanto a cantidad de público presente, un desastre.

¿Qué fue lo que pasó? Simplemente que nadie difundió de la manera adecuada la presentación de Francesca.

Yo solamente me enteré de su visita por el jueves de esa semana fuí al Registro Civil a pedir un certificado. Ahí había un afiche que anunciaba el lanzamiento de “Lonquén”. Y fíjense que en aquel afiche, muy bien diseñado, sobresalía la palabra “LONQUÉN” escrita en letras muy grandes y una foto que desde lejos no era posible descifrar. Las frases “Francesca Ancarola” y “Tributo a Víctor Jara” estaban sobre y debajo de “Lonquén” y sólo podían leerse si te acercabas al póster.

No recuerdo haber visto en otras partes de la ciudad el afiche. En comparación, otro que anunciaba un festival del canto nuevo que también homenajeaba a Víctor Jara (y en que sobresalía un visible dibujo del tributado), estaba en todas partes, incluso en mi universidad (donde el de Lonquén brillaba por su ausencia).

La prensa local… ufff, habló poco del asunto. De hecho, ningún medio de comunicación estuvo presente en el concierto de la Ancarola.

Pero sí lo anunciaron con anterioridad en sus páginas, pero con una precariedad que, mejor ni lo hubieran hecho. Y centro mi crítica en “El Mercurio” de Antofagasta. “La Estrella del Norte” no es un diario que lea el público que prefiere a doña Francesca, pero igual promocionó el concierto ese día sábado 14 de octubre, de una manera respetable.

De martes a domimgo, “El Mercurio” local, decida un importante espacio de su portada a anunciar notas dedicadas al espectáculo (el lunes corresponde ese espacio al deporte, osea al fútbol y en ocasiones al tenis, porque a los demás deportes ni cobertura le dan)

El jueves 12, las notas de Espectáculos anunciadas eran las que se ven en esta foto (el festival es el de Viña y ese Robbie fue el que visitó Chile durante la semana)

Sin embargo, el cuerpo de Espectáculos se iniciaba con una nota anunciando el susodicho concierto, escrito de una manera que, de nuevo, sólo sería comprensible por quienes conocen a Ancarola y su estilo, aunque también por un tipo que simplemente se limitó a buscar información sobre la Ancarola en Google y copiarla. Noten este ensamblaje de “copiar y pegar”:

(aquí empieza la parte escrita por el periodista mercurial)
Un evento único en su género que rememorará parte de la historia musical chilena, se efectuará este sábado, a las 22 horas en el Parque Bicentenario, gracias al trabajo de la compositora y cantante nacional, Francesca Ancarola, titulado “Lonquén, tributo a Víctor Jara”.
La actividad cuenta con el auspicio de la municipalidad y la invitación es abierta a toda la comunidad.
El lanzamiento de este disco se realizó el pasado 28 de septiembre en Santiago, y desde entonces ya ha recorrido las ciudades de Valdivia, Puerto Montt y Castro, logrando éxito y reconocimiento en el público y la crítica.
Asimismo la artista se presenta el viernes en Calama.

COMPROMISO
Es importante recordar que Francesca Ancarola desde el inicio de su carrera, siempre ha incorporado temas pertenecientes a Víctor Jara y Violeta Parra, como una forma de plasmar su compromiso con su tierra y la música nacional.
(aquí se acabó la parte escrita por el periodista del Mercurio).
La cantante manifiesta que desde su oficio de trabajadora de la música, Víctor Jara representa un eslabón ineludible para comprender y amar nuestras raíces, tanto por su historia personal y su compromiso social, como por sus hermosas canciones, profundamente arraigadas al país en cuanto a su lenguaje musical y el contenido de sus letras. (copiado del folletín que incluye el disco “Lonquén”)

TRAYECTORIA
Francesca Ancarola, utiliza un lenguaje musical que combina la raíz folclórica sudamericana con estructuras y colores propios del jazz (¡copiado de una nota de La Segunda publicada el 1 de octubre, para anunciar “Lonquén”!)
Milton Nascimento, Violeta Parra, Víctor Jara, Silvio Rodríguez, Joni Mitchell, Tonhino Horta, Chico Buarque y el trabajo de Susana Baca son algunas de sus influencias musicales. (eso copiado textualmente de un posteo publicado a principios de agosto en un foro)

Su discografía como solista incluye “Que el canto tiene sentido”; “pasaje de ida y vuelta”; “Jardines Humanos”; “Sons of the same sun”; y “Contigo aprendí”. (y “pasaje de ida vuela también salio impreso así en papel).
Sin duda el sábado demostrará por qué es una de las artistas chilenas más talentosas.

Del concierto no se habló el viernes. Y el sábado se le dedicó un pequeño recuadro, pero de nuevo no se anunció en las notas de espectáculos, como pueden ver en la siguiente imagen.

Y si en la nota anterior el 60% fue cut-and-paste, en la mini nota de ese sábado lo fue el cien por ciento. Qué vergüenza:

Un espectáculo de primer nivel es el que presentará esta noche (a las 22 horas) la intérprete Francesca Ancarola, en la Plaza Bicentenario. Se trata de “Lonquén, tributo a Víctor Jara”. (lo único que escribió el periodista)

Junto a Francesca se presentarán los músicos Federico Dannemann en guitarra (premio Altazor 2006), Rodrigo Galarce en Contrabajo y Daniel Rodríguez en la batería.
El repertorio incluirá canciones tales como Lo único que tengo, “El Derecho de vivir en Paz”, “El cigarrito”, “Te recuerdo Amanda” y “Luchín” entre otras más desconocidas tales como “El Lazo”, “El amor es un camino” y “Poema 15”, este último con tex
tos de Pablo Neruda.
Cabe destacar que gran parte de los temas del disco fueron grabados tanto en Chile, como en España.
El disco cuenta con el Patrocinio de la Fundación Víctor Jara y El Fondo de la Música del Gobierno de Chile.

(todo lo anterior, copiado del foro de “Lonquén”)

Al día siguiente, nada se habló acerca del concierto. Y eso fue lo que la gente supo acerca del concierto de la Ancarola… si compró el diario. Si sólo te quedaste con el titular, pues mala suerte, del lanzamiento de “Lonquén” no te enteraste.

Y hay muchos canales locales de televisión, pero ninguno estuvo ahí para cubrir el evento.

¿Y en las radios? Veamos, ocurre que de acuerdo con la encuesta Ipsos, 6 de las 10 emisoras más escuchadas en Antofagasta son locales (detalles acá). Pero a ninguna de ellas les ha interesado promocionar a la artista nacional, porque su estilo no se moldea al tipo de música que programan. Carnaval no lo anunció en el noticiero del sábado. Canal 95 prefiere programar hasta al cansancio el reguetón y las baladas romántico latinas que la masa quiere oír. FM Plus y Sol FM pelean por ser la radio ochentera más escuchada y prefieren no salirse de las limitaciones que les impone su estilo Y Máxima FM no sé si haya promocionado el evento, pues no la escuché en la semana.

Esta cobertura demuestra lo que yo ya suponía. La única forma de que un evento de la embergadura del de Francesca Ancarola tenga aceptación en esta ciudad es que lo produzca A&L Libano y su productora Kubo. Ellos ya han realizado eventos de este tipo, pero a cambio te cobran una cantidad considerable de dinero para asistir a ellos. Y tienen la fuerza para anunciarlos en las emisoras más populares (Canal 95 y FM Plus), en spots que se repiten y repiten.

Porque a los demás medios sólo les interesa cuando un cantante de reguetón visita la ciudad para algún evento gratuito o una de las pinturitas de la tevé llega a alguna disco famosa. No creo que sea una censura por parte de los dueños de los periódicos. Es una muestra de la ineptitud de los periodistas locales, que cuando se trata de cubrir sobre eventos musicales, se limitan a lo que su escaso conocimiento musical abarca: los mismos intérpretes y cantantes que las radios repiten y repiten a cada rato. Si alguno de ellos llega, es un mega evento. Si es alguien menos reconocido, pues es algo esnobista y cubrirlo es una lata.

Citando a David Bravo, el abogado ibérico que protagoniza el posteo anterior, la música que escuchas es importante porque define tu identidad, lo que eres. “La cultura es fundamental en el desarrollo personal y puede ser la línea que marca la diferencia entre que tu hijo se preocupe porque no tiene Nikes con muelles o por el precio de la vivienda” La prensa antofagastina, con la ayuda de una tropa de periodistas de cultura y espectáculos inútiles, ayuda a que la masa local sea un grupo de imbéciles preocupados por lo material y no por asuntos más relevantes.